miércoles, 29 de diciembre de 2010

ZORIONAK ETA URTE BERRI ON

*
**
*****
He
formado 
 en estos días,
un árbol de Navidad
muy especial
y he colgado, en lugar de regalos,
las fotos
de  todos mis amigos, los que estais junto a mí
y los que os encontrais lejos,
los amigos de toda la vida y los que tengo nuevos,los que veo casi cada dia
y los que apenas veo de vez en cuando.
Estais todos,
los que siempre recuerdo y los que a menudo olvido,
los constantes y los inconstantes,
los de las horas alegres y los de las horas
difíciles.
Los que sin querer herí, y  los que sin querer me hirieron.
Aquellos a quienes conozco profundamente y aquellos a quienes solo conozco
por sus letras.
Los amigos humildes y los importantes,
 los que me deben algo y a los que les debo mucho.
Por eso os dedico este arbol a todos los que formáis parte de mi vida,
Es un arbol
de raices profundas para que vuestras letras no se puedan olvidar jamás.
Un árbol que al florecer cada año  nos traerá
ilusión,
salud,
amor y paz.




ZORIONAK ETA URTE BERRI ON










Muy feliz año nuevo a todos,
que el comienzo del 2011 os llene de felicidad 
a vosotros, vuestras familias y seres queridos,
yo me tomo unos días para estar con los míos,
nos vemos después de las vacaciones

miércoles, 22 de diciembre de 2010

"Este jueves, un relato"

UN VILLANCICO




Quisiera escribir un villancico para contaros mi navidad
y resumir en pocas palabras estos días de gran intensidad,
mis sentimientos encontrados en estas fiestas de guardar
son grandes alegrías y tristezas que conviven sin cesar.

Alegrías...
por las nuevas vidas que comienzan a explorar
unos incipientes caminos que a recorrer aprenderán,
por la juventud siempre alegre que espera impaciente
luces, risas, alegría y regalos en gran cantidad,
por las familias unidas que en estos días sonrien
porque se sienten felices de estar en la mejor compañía.

Tristeza...
por todos aquellos niños que ni siquiera tendrán
un pequeño regalo el día de Navidad,
por los ancianos que otro día más se sentirán 
en un rincón olvidados por los demás,
por los que ya no están pero su recuerdo permanece eternamente
porque siempre están presentes en nuestra boca y nuestra mente,
por tantas y tantas personas que estos días pensarán
que este año les ha abandonado la mágia de la Navidad.

Quisiera escribir un villancico con el que poder regalar
a todas esas personas mis mejores deseos de Navidad...



Muchos más villancicos en:   http://callejamoran.blogspot.com/

lunes, 20 de diciembre de 2010

FOTO DE NAVIDAD

Gracias a la idea de Neogéminis nos encontramos todos reunidos
en esta postal de Navidad única para celebrar juntos estas fechas.

Ahora más que nunca estos son unos días mágicos porque
una imagen en la que estamos reunidos tantos amigos bloggers 
en nuestros años infantiles sólo se puede explicar con
la magia de la Navidad.

Y por supuesto con las hábiles manos de Neo que ha hecho
posible esta postal con la que estas fiestas nos sentiremos
todos un poquito más cerca.

¿A qué estamos guapos?

 



Para que no tengamos dudas de a quien pertenece cada cara infantil,
también nos ha identificado a cada uno de nosotros.





Muchas gracias Neo





lunes, 13 de diciembre de 2010

¡ INCOMUNICADA!

Hola a todos.

El jueves la pantalla de mi ordenador se negó a funcionar, llevaba tiempo que el botón de encendido no andaba bien del todo y ya se cansó de tanto movimiento, así que estoy sin ordenador, a expensas de coger el de mi hija cuando no lo utiliza (cosa bastante difícil en esta época de trabajos estudiantiles).

Ese es el motivo de que apenas pude pasar a leer vuestros jueves y demás entradas, y no sé si podré hacerlo en breve, porque tardará algunos días más en estar arreglado el monitor.

Intentaré ponerme al día con vosotros en cuanto lo tenga disponible.

jueves, 9 de diciembre de 2010

"Este jueves, un relato"

¿A qué animal te gustaría parecerte?



Esta semana Gus nos pide a petición de Primavera que le contemos a que animal nos gustaría parecernos, a mí me sería mucho más facil decir a qué animal no me gustaría parecerme, mencionando las arañas y algún insecto o reptil  habría terminado, pero pensar en uno solo al que quisiera parecerme se me hace misión imposible porque ¿cómo elegir uno sólo?

Así que pienso, pienso, pienso...

Quisiera parecerme a un caballo salvaje galopando libre por la pradera, pletórico de fortaleza y bravura, disfrutar de la naturaleza en estado puro, recorrer en libertad valles y montañas por el mero placer de hacerlo, si sería maravilloso...

Quisiera parecerme a un perro por eso de ser el mejor amigo, el que siempre es fiel y siempre espera alegre el regreso sin pedir nunca más de lo que te quieran ofrecer, ayudando a los demás a cambio de tan sólo una caricia...

Quisiera ser un gato, tener siete vidas, ronrronear unas veces mientras froto mi lomo a unas piernas queridas y unas manos fuertes me cogen en sus brazos para acariciarme dulcemente, ser independiente cuando me apetezca e incluso saltar enseñando mis garras cuando sea necesario...

Quisiera parecerme a un camaleón, poder camuflarme en cada momento, mimetizarme con mi entorno para evitar que me dañaran en los momentos en que me siento más fragil, poder pasar desapercibida cuando me siento agotada...

Quisiera parecerme a un delfín saltando sobre las aguas saladas, guiando a los barcos para que su rumbo no se pierda en las inmensidades, dejándome abrazar infinitamente por las olas y jugando con ellas a ese juego infinito de ir y venir sin cesar por el océano...

Quisiera parecerme a una gaviota volando sobre el mar, observando su grandeza y escuchando su mágico murmullo, poder esconderme tierra adentro cuando me muestre su cara más dura y aprovechar ese momento para regalar una parte de mí eligiendo entre la muchedumbre al adecuado para ello...

Quisiera ser un animal mitológico, un Pegaso, para vivir en los sueños de los niños, para volar en su imaginación y formar parte de sus ilusiones...

Quisiera sobre todo parecerme a un animal que pudiera ser una mezcla de cada uno de los anteriores además de tener la facultad de pensar, relacionarse, amar, soñar despierto..., es un animal que se encuentra en vias de extinción por su facultad de aniquilarse  a si mismo pero que quizá, si se da cuenta a tiempo de sus errores, pueda sobrevivir al exterminio que se ha impuesto y merecer el nombre por el que se le conoce...

Quisiera parecerme a un animal racional.




Muchos más parecidos animales en el blog de Gus:      http://callejamoran.blogspot.com/ 

miércoles, 1 de diciembre de 2010

"Este jueves, un relato"

CAMBIO DE SENDA

Sobre una vieja señalización de madera, en un cambio de senda he escrito tu nombre.

Miro hacia delante observo como sale el sol y siento como un rayo de esperanza me alcanza, noto como se despejan los grises nubarrones que atormentan mis días y poco a poco se va disipando la espesa niebla que me envuelve. Me percato de que puedo caminar erguida por esta senda sin esconder mi rostro bajo las gafas de sol que eternamente me acompañan ocultando mis sufridos ojos encogidos por la eterna humedad que desprenden.
Percibo como mi pie da un paso titubeante y se adelanta despacio, hago un gran esfuerzo y otro le sigue un poco más lejos y, aún con miedo compruebo como cada vez se van haciendo más ligeros; me sorprendo de que por esta nueva senda puedo caminar sola y me pongo mis zapatos de charol, aquellos que me compré antes de casarnos, cuando prometiste colgarme la luna en un collar y hacerme unos pendientes con las estrellas para enseñarme cómo era el mundo. Y me lo enseñaste, claro, me enseñaste como era el mundo para tí , me enseñaste a bajar la mirada, a susurrar “lo siento”, a no hacer ruido, a llorar es silencio en el baño.... Ahora, poco a poco, siento que puedo escapar para siempre de los gestos rudos con los que me ahogas, de tu miradas llenas de punzante desprecio, de tus malos humores, y al fin puedo caminar tranquila, sin prisas, porque aquí no estás para atormentarme.
 
Hoy, ahora, una fuerza en mi interior me impulsa a andar con la cabeza alta, miro hacia delante y guardo en mi interior todo lo que necesito para volver a empezar, tan sólo una sonrisa y un paquete de esperanza, porque sobre una vieja señalización de madera, en un cambio de senda, he escrito tu nombre con letras efímeras que ahora se desvanecen y ya no eres más que un recuerdo.





Más cambios de senda en:     http://callejamoran.blogspot.com/

lunes, 29 de noviembre de 2010

MI CARPETA

Durante mi adolescencia, vamos antesdeayer, porque desde que leí un artículo que decía que la adolescencia dura desde los 13 años hasta los 35, estoy convencida de que una parte de nosotros seguirá eternamente en ese ciclo.

Ese artículo del que apenas recuerdo las claves que daba para afirmarlo, me convenció por completo y me hizo comprender porqué algunos cuarentañeros, cincuentañeros y muchísimo más "añeros" ,siguen comportándose como jóvenes que a pesar de tener un trabajo, una familia y un trillón de responsabilidades que pasan por su vida sin salpicarles (y de las que salen sin darse cuenta gracias al esfuerzo de los que les rodean), esos que llevan camisetas grandes unos o demasiado pequeñas otros, zapatillas de esa marca tan famosa por la que suspiran todos los quinceañeros, juegan a la Nintendo y a la PSP sin descanso, etc., en definitiva, los que tienen estilos y actitudes ante la vida totalmente distintas a las de la mayoría de sus congéneres y que yo antes consideraba Peter Pan, son en realidad adolescentes tardíos.

Y no hablo sólo de los hombres, aunque pueda parecerlo, a mi es que me enseñaron que cuando se habla de los dos géneros se habla en masculino y no entiendo esa nueva moda de pronunciar constantemente los dos géneros hasta llegar al punto de decir «jóvenes y jóvenas» como hizo la diputada Carmen Romero en un acto multitudinario (quiero imaginar que de forma irónica).

Pues eso, a lo que iba, que me desvío del tema, ¡si es que me pongo a divagar y...!

A mí alguna que otra vez todavía me queda algún que otro ramalazo de aquella época y hoy recordaba aquellos años en que mientras la mayoría de mis compañeras llevaban sus carpetas con fotos de los ídolos del momento (Miguel Bosé, Los Pecos, Iván, Pedro Marín,...), yo siempre llevaba en la mía una de esas postales gigantes que llevan una frase con mensaje que en ese momento me parecía "lo más".

Todas esas carpetas fueron yendo y viniendo durante los cursos escolares pero recuerdo dos que fueron especiales para mí, una de ellas llevaba como portada unos lápices de colores bajo la palabra "HITZ EGIN" , "hablar" (en euskera, hitz=palabra, egin=hacer), y que me acompañó durante muchísimos años hasta que la pobre no fue capaz de aguantar más pensamientos vertidos sobre sus hojas.

La otra la tengo ante mí, es la que sigo usando para todos esos apuntes que vuelvo a necesitar de vez en cuando para recordar algún tema de estudio de esos que se diluyen en la memoria de lo que nos parece poco interesante, pero que a pesar de todo no queda más remedio que llevar al día y repasar de vez en cuando.


Con ella delante, recuerdo que cuando estaba agobiada por una decisión y no tenía claro cual era la mejor opción, miraba la frase durante mucho tiempo y eso me relajaba, me hacía sonreir y terminaba convencida de que la opción elegida, correcta o incorrectamente, al final me llevaría a grandes momentos de felicidad.

Puede que al decidirnos por una opción tomemos el camino más largo y tortuoso que si elegimos la otra (que quizá nos depare un camino más corto pero seguro que no menos incierto) pero, como eso nunca lo sabremos, debemos mirar siempre hacia delante con la cabeza alta para no perdernos nada de lo que se va cruzando en nuestro camino por la vida, porque nunca sabemos donde puede esconderse nuestra felicidad.



Recuerda siempre que:



ERES LA PERSONA
MÁS IMPORTANTE
DE TU VIDA



jueves, 25 de noviembre de 2010

"Este jueves, un relato"

Partes traseras, traseras partes



La voluptuosidad de sus curvas me atrapó al instante, a pesar de estar rodeada de otras muchas, tuve claro que ella debía ser la elegida.Estaba hipnotizado por el movimiento de aquellas carnes prietas que convertían su caminar en una danza acompasada a una música desconocida para mí hasta hasta aquel instante y era incapaz de apartar mis ojos de aquel espectáculo de rotundidad que se ofrecía ante mi.

En ese mismo momento supe que la deseaba e incapaz de contener mis instintos más básicos mi mano se alargó para sentir el tacto de aquella piel. Intenté ser suave para no asustarla, pero fue en vano mi esfuerzo, ella se resistía ferozmente a mis avances e intentaba escapar lejos de mi oponiendo resistencia con todas sus fuerzas; pero yo ya contaba con ello y eso no hizo más que aumentar mi determinación de poseerla.

Con la paciencia que me caracteriza en estos casos conseguí meterla en un granero apartado y arrinconarla en un pequeño callejón sin salida que tenía preparado para ella, sus ojos me miraban suplicantes y aterrorizados y sus gritos eran tan fuertes que mis oídos retumbaban, pero eso no me amilanó si no que hizo que mi determinación fuese mayor.

Saqué de mi zurrón un afilado cuchillo y sin más dilación le dibujé en el cuello una gargantilla roja, por la que las fuerzas la iban abandonando lentamente, hasta que finalmente cayó rendida a mis pies.

Mi dicha era plena, ante mi se extendía un cuerpo entero para mi único disfrute y, aunque sabia que para poder gozar por completo de ella debía esperar un tiempo y ejercer antes una buena manipulación, eso no me importó, la sola visualización de aquellas traseras partes o partes traseras colgadas a secar en el granero me prometía un disfrute intenso y delicioso.


Mas traseros en el blog de Gus: http://callejamoran.blogspot.com/

jueves, 18 de noviembre de 2010

"Este jueves, un relato"

LAS RELACIONES PATERNO-FILIALES





¡Como han cambiado los tiempos!.

A veces pienso en mi vida y me parece increíble tantos cambios en ella, ¡y eso que ha sido corta!, bueno, corta quizá no, pero se me ha pasado con mucha rapidez.

Recuerdo mi infancia en este pueblo en el que acabo mis días, antes era mucho más pequeño apenas unas cuantas casas, en el nació mi madre y en el vivió toda su vida sin conocer otra cosa que estos paisajes. Aquí nacimos también mis hermanos y yo, ¡era todo tan distinto!, apenas fuimos al colegio un par de años, suficiente para aprender a leer, escribir y "las cuatro reglas", ¡y que orgullosa estaba nuestra madre de nosotros!, ella no sabía leer ni escribir "eso es para las familias pudientes" nos contaba, así que nosotros aprovechábamos cada lección al máximo y pronto nos pusimos a ayudarles en las faenas del campo.

Mis hijos nacieron en la capital, allí me fuí con mi difunto marido buscando un futuro mejor para nosotros, trabajamos duro para darles una educación mejor que la nuestra, nos creíamos muy modernos y les quisimos educar en el respeto, no en el miedo como fuimos educados nosotros.

Ellos fueron al colegio durante muchos años, ¡ nada más y nada menos que hasta los 14! después, gracias a su formación, encontraron trabajo en talleres diversos, ¡hasta las chicas comenzaron a trabajar en una fábrica de corte y confección de ropa!, el futuro nos sonreía y éramos muy felices.

Mis nietos fueron educados de otra forma, "en la confianza" decian mis hijos; los tiempos habían cambiado mucho y ellos fueron a la universidad, cuando mi primer nieto terminó su carrera me parecía increible, ¡si lo hubiera visto mi madre!, es abogado, trabaja en un despacho y siempre viste de traje; e igual los demás, todos en muy buena posición y casados o "rejuntados" con chicas de su mismo nivel, todos son muy elegantes.

Cuando vienen a verme al pueblo (nos trasladamos aquí tras la jubilación de mi marido) me siento feliz, me gusta ver como mis nietos hablan con sus padres y conmigo de forma completamente distinta a como lo hacía yo con los mios, me gusta su cercanía y su confianza.

Ahora mi nieto mayor tiene un niño precioso, ¡mi primer biznieto!, y me pregunto como será educado él, me gustaría verle de mayor para poder comparar otra generación más, pero mucho me temo que no será posible, a mis 92 años dudo mucho que llegue a verlo; aunque yo desde luego pondré todo lo posible de mi parte y ¡quien sabe...!



Más historias paterno- filiales donde Gus: http://callejamoran.blogspot.com/

miércoles, 10 de noviembre de 2010

"Este jueves, un relato"

LAS REDES SOCIALES




El taxi no tardó en aparecer en la puerta de su casa, Veronica se acomodó en el asiento trasero y recostó su cabeza en el respaldo, le indicó la dirección al taxista y se perdió en sus pensamientos.

Estaba nerviosa, por fin había llegado el momento de verle. Le había conocido en una red social hacía un par de meses y aunque nunca había sido muy aficionada a ellas, desde ese momento no pensaba en otra cosa que no fuesen sus mensajes.

Jaime era encantador, ¡y pensar que estuvo a punto de borrar su solicitud de amistad!, si no hubiera sido por esa foto de perfil tan original..., ese corazón sangrante atravesado por un puñal hizo que una corriente de empatía recorriese todo su cuerpo. Estaba tan reciente su fracaso amoroso que se sintió al momento identificada con esa imagen y pensó que a lo mejor podrían ayudarse mutuamente a salir de su dolor.

Así fué, no sólo había conseguido sacarla del pozo en el que se había sumido en los últimos días sino que, poco a poco, con su ingenio y su simpatía se ganó su amistad. Era tan atento y cariñoso que su reticencia inicial a conocerle personalmente se disipó completamente y ahora se dirigía hacia el lugar en el que habían quedado, -quiero que la primera vez que nuestros ojos se crucen sea en un lugar especial- le había dicho -y nada mejor que allí donde la ciudad estará a nuestros pies observándonos en silencio-.

Verónica se bajó del taxí y caminó hacia el mirador, no tuvo ninguna duda de que él estaría allí esperándola, no sintió miedo de la soledad del lugar, tan sólo pensaba en el momento en el que sus ojos se encontrasen y en la magnífica velada que tenía por delante.

Cuando le vió un estremecimiento recorrió todo su cuerpo, era incluso más guapo de lo que había imaginado, alto y moreno con unos ojos azules que la atraparon al momento y no podía dejar de mirarlos, sus fuertes brazos prometían unas manos grandes que se escondían en los bolsillos de su chaqueta y su voz, su voz...

Demasiado tarde Verónica dió un paso hacia atrás, había apreciado el duro tono de su voz, se dió cuenta de que sus ojos azules eran tremendamente frios, vió como sus manos salían de su escondite y en una de ellas brillaba un filo metálico. Quiso gritar, pero la voz se quedó congelada en su garganta,en ese instante se dió cuenta de que el corazón roto de la foto de su perfil no era el de él, ese corazón mostraba literalmete como sería el de ella en un instante.


Más historias de redes en: http://callejamoran.blogspot.com/

miércoles, 3 de noviembre de 2010

EL HOMBRE DE MI VIDA ME HA DEJADO

Después de treinta años de desvelos, de darlo todo por él, de esperarlo despierta cuando salía con los amigotes, se ha ido de casa.

Y no es que se haya ido con otra, que eso lo entendería. ¡No! encima tiene la poca vergüenza de decirme:

- Mamá, es que necesito espacio. Ya soy mayor.

- Mayor! Pero ¡¡¿dónde va esa criatura con 30 añitos?!!

Ahora, que yo se lo he dicho, eh?

- Parece mentira, dejarme tan pronto, hay que ser mal hijo...

Y me dice:

- Pues Jesucristo se fue de casa con 30

- ¡Y mira cómo acabó! ¡No llegó a los 34!

En fin... Ya lo voy llevando mejor... Pero el día que se fué, yo creí que me daba algo. El niño allí, recogiendo sus cositas. Cuatro chorradas, porque... ¿Qué se va a llevar el pobre, si no tiene nada suyo? Pues todo lo nuestro.

Pero fui yo la que se lo dije:

- Anda, tonto, llévate la tele pequeñita... y la minicadena... y el DVD...y ¡la lavadora!

Pero es más bueno! Ahí ya me dijo:

- No, mamá, la lavadora, no... que no tengo ascensor. Ya me la traes tú cuando vengas a verme.

Mi niño! Menos mal que no tengo tiempo de pensar en él, porque estoy todo el día ocupadísima haciendo croquetas para mandárselas. Que si no, se pasa la vida llamando a Telepizza. Y cuando
estoy liada en la cocina, mi marido viene por detrás, como un niño chico, a robarme las croquetas.

Y yo:

- ¡Deja eso ahora mismo! ¡Que son para el niño!

- ¿Y yo qué ceno?

- ¡Pues yo qué sé, coño! ¡Llama a Telepizza!

Pero luego me da pena, el pobre... que, al final, siempre le digo:

- Andaaa... déjalo... Ya llamo yo: ¿margarita o cuatro quesos?

Bueno, y me he comprado un móvil, que puedo hablar con el niño el tiempo que quiera por cinco euros. Eso sí, sólo podemos hablar de ocho a diez, como en la cárcel...

Pero, a veces, no aguanto más y lo llamo fuera de horario, a escondidas de mi marido. Que parece que tengo un amante:

- Cariño, te tengo que dejar, que ha llegado papá

Y cuando mi marido me pilla:

- ¡Ha llamado él, ha llamado él! Venga, rey, anda, no seas bobo... ya te llamo yo luego... Huy...qué mimoso está... Éste en dos días esta aquí, ¿eh Manolo?

Pero, por fin, cuando dan las ocho, y ya puedes hablar con él, libremente, de todas vuestras cosas...

- Hola lechoncito, soy mamá... ¿Qué tal el día?

- Bah...

- ¿Qué haces?

- Pssss...

- ¿Has cenado ya?

- Pschá...

- Bueno, no tienes ganas de hablar, ¿no?

- Bah...

- Bueno, pues adiós. ¡Manolo, el niño me ha colgado el teléfono!

Y mi marido:

- Cariño, es que te pones muy pesada...

- ¡Ahhhh! ¿Pesada yo? ¡Pesada tu madre, que hay que ir todos los años a ponerle flores!

Al principio no te atreves a tocar nada de su habitación, porque tienes la esperanza de que tu hijo se dé cuenta de que no puede vivir sin ti y vuelva. Pero la semana pasada... abrí los ojos.

Le llamo, y me sale una voz de mujer:

- ¿Diga??

Y colgué inmediatamente. Volví a marcar... y ya me sale el niño. Y le digo:

- Oye, ¿quién era ésa?

Y él:

- Una amiga

- ¡Ay, menos mal! Creí que era otra madre... Bueno, ¿y qué estáis haciendo?

- Pues nada, comiendo...

- ¡Ah, muy bonito! ¡Yo todo el día encerrada en la cocina para que venga una guarra cualquiera a comerse mis croquetas!

- No, si ella no come, no le gustan...

- Ah, ¿no le gustan? Mírala, qué fina...

Ahí me enfadé tanto que decidí hacerle caso a mi marido y convertir la habitación del niño en el cuarto de la plancha. Y me pongo allí a organizar el altillo...sus libros, sus tebeos, sus revistas ... Y de pronto, me dije: '¿A ver si las va a necesitar?'

Claro, porque cualquier pretexto es bueno para ir a ver a tu hijo... Pero, de repente, encontré la excusa perfecta: su ajedrez del centenario del Real Madrid. Con el sacrificio que hizo para
reunir las piezas, ¡que estuvo un mes comprando El Pais...! Así que al día siguiente le llevé un peón... Al otro, un alfil.... Al otro, una torre...

Y él:

- ¿Pero no me puedes traer todas las fichas a la vez?

Y yo:

- Ah...es que como te hizo tanta ilusión reunirlas por entregas...

Y mi marido se hace el duro, pero también tiene sus sentimientos, ¿eh?. El otro día fui yo quien le pilló a él hablando con el niño fuera de horario, y con una voz de angustia decía:

-Hijo mío, mándame una croqueta!

Ahí me di cuenta de que me estoy pasando...Que hay un montón de experiencias nuevas que vivir con mi marido. Así es que voy a empezar a disfrutar de esta segunda luna de miel. Voy a ver si le animo y nos vamos juntos a... llevarle la lavadora al niño. Y así el pobre prueba las
croquetas, que está tan flaquito que parece que el que se ha independizado es él.



jueves, 21 de octubre de 2010

"Este jueves, un relato"

ROBÓTICA








Sonó el timbre de la puerta. Paula corrió a abrir pero no alcanzó a ver a nadie, tan sólo una caja de cartón la esperaba sobre el felpudo. La miró un tanto sorprendida, no era eso lo que esperaba encontrar en la puerta esa mañana.

Llevaba casi un año en aquella ciudad, en la que había comenzado una nueva vida como testigo protegido en un caso de espionaje en su empresa. Desde que había llegado apenas se había relacionado con nadie fuera de su trabajo, por eso cuando unas semanas antes comenzó a encontrar en su felpudo unos ramos de flores se había asustado, pero después de pensarlo detenidamente llegó a la conclusión de que serían obra de un admirador secreto.

Metió la caja en casa y abrió con cuidado la tapa, el brillo del metal la deslumbró, sacó con cuidado el aparato y lo miró sorprendida. Era un robot, una perfecta imitación de un pequeño perro, había oido en las noticias los avances sobre esos nuevos animales de compañia, pero no imaginaba que estuviese tan avanzado ese campo como para tenerlos ya a la venta.

Sacó el manual del fondo y se sentó en el sofá leyéndolo cuidadosamente, estaba ansiosa por conocer el funcionamiento de aquel juguete inesperado.

Conectó la batería de larga duración que le prometía una compañia cariñosa, dulce y fiel, y encendió el interruptor.

Al momento los párpados del robot se abrieron dejando ver unos ojos cristalinos azul zafiro que parecian mirarla inteligentes. Un ronroneo suave la hizo sonreir y acariciar el lomo metálico de su nuevo amigo que la seguía docilmente por toda la casa sin perderla de vista ni un solo momento.

Pasó largas horas jugando con el y cuando llegó la noche se acostó cansada y feliz, agradeciendo silenciosamente aquel regalo inesperado y anónimo.

Se despertó sobresaltada, el reloj marcaba en un rojo brillante las tres y diez de la madrugada, un sexto sentido la mantenía alerta como previniéndola de un inminente peligro. En la oscuridad de su habitación distinguió el brillo metálico del robot acercándose hacia ella y saltando de inmediato encima de la cama, sonrió sintiendose más segura con él al lado.

El brillo del reloj iluminaba el hocico del perro que por primera vez se abrió dejando al descubierto unos largos y afilados colmillos que apuntaban directamente a su cuello, entonces se dió cuenta de que ese dia hacía un año que había sido testigo del asesinato de su jefe por aquel espía del que pudo escapar de milagro y en lo profundo de su mente oyó su voz gritándola

"te encontraré, no lo dudes, tarde o temprano te encontraré"





Más robots en casa de Gus: http://callejamoran.blogspot.com/

viernes, 8 de octubre de 2010

"Este jueves, un relato"

"PÁGINA 24, LINEA 3"








"Me deslicé hasta el primer piso..." poco a poco y sigilosamente, tanteando con un pié el escalón antes de apoyar totalmente el peso de mi cuerpo sobre él para evitar cualquier crujido de la madera.

Llegué a la habitación donde ella dormia ajena a mi proxímidad y con sumo sigilo giré el pomo de la puerta.

Allí estaba, tumbada en la gran cama de matrimonio y de espaldas a la puerta, su pelo dorado descansaba sobre la almohada provocativo y descarado. Su pierna izquierda sobresalia de las sábanas dejando al descubierto una pantorrilla y un muslo perfectamente torneados y sus manos entrelazadas servian de apoyo a su mejilla, ofreciéndole ese aspecto dulce y angelical que durante años me ha obsesionado.

Me detengo frente a ella y la observo en su inconsciencia, dejando que un sentimiento de plenitud me inunde por completo como cada vez que siento su proximidad.

Apoyo en la mesita de noche la bandeja, en la que previamente he depositado cada uno de los útiles necesarios para que este momento sea inolvidable para nosotros, dejando unicamente en mi mano derecha un pequeño tallo espinoso.

Me agacho lentamente y la beso con dulzura en los labios, ella abre los ojos somnolienta al principio, pero al fijar la vista en mi mano sus ojos se humedecen y con voz entrecortada me susurra:

-Te has acordado.

-Si mi amor -le contesto en voz muy baja- como cada año en este día,

¡feliz cuarenta aniversario de boda!





Más terceras líneas en el blog de Gus: http://callejamoran.blogspot.com/

jueves, 30 de septiembre de 2010

"Este jueves un relato" Convocatoria literária

"MENTIRAS"




Este jueves en el que el tema es la mentira he recordado una historia que leí hace tiempo y, como he sido incapaz de encontrar donde, os la intentaré contar de la mejor manera posible.



MENTIRAS


Rodrigo vivía con sus padres en una preciosa pero solitaria casa en las afueras de una gran ciudad, como allí apenas encontraba nuevas diversiones siempre esperaba ansioso cualquier salida que le diera oportunidad de estar con los amigos, pasear por las calles o practicar nuevas actividades.

Una mañana el padre tenía que ir a la ciudad para una reunión que le ocuparía hasta media tarde así que le propuso que le acompañara y mientras el estaba en la reunión Rodrigo podría llevar el coche a revisión y hacer unas compras que necesitaban para casa.

El chico estaba encantado con el plan y después de hacer rápidamente todos los encargos que le habían encomendado se dio cuenta de que le sobraba mucho tiempo para disfrutar como quisiese hasta la hora en que había quedado con su padre para volver juntos a casa.

Rodrigo decidió ir a ver una película a un cine cercano, tan abstraido estaba con ella que no se dió cuenta de lo rápido que pasaba el tiempo, y cuando una hora más tarde de la acordada llegó al lugar en el que su padre le esperaba angustiado por su tardanza, en lugar de contarle la verdad decidió decirle que había tenido que esperar a que el coche estuviera listo en el taller.

El padre se dió cuenta al momento de la mentira que le había contado su hijo, pues preocupado por su retraso había llamado al taller para saber si el coche estaba listo, miró a Rodrigo con tristeza y le dijo:

-Creo que me he confundido en alguna parte de la educación que te he dado puesto que no te he aportado la confianza necesaria para que me digas la verdad, lo mejor será que me vaya caminando los doce kilómetros hasta casa para poder reflexionar sobre ello.

El muchacho no supo que decir cuando vió a su padre con su traje de reuniones, su corbata favorita medio desanudada, sus brillantes zapatos y su maletín en la mano, comenzar a caminar pensativo por una carretera por la que cuanto más se alejaba se iba haciendo menos transitada.

Rodrigo apesadumbrado vió como su padre sufria un castigo, impuesto a si mismo por una estúpida mentira que él había contado, así que condujo despacio y en silencio detrás de él durante el largo camino de vuelta a casa en el que decidió que jamás volveria a mentir.



Mas mentiras en el blog de Gus: http://callejamoran.blogspot.com/




miércoles, 29 de septiembre de 2010

Un chiste para ir abriendo boca para el jueves de
MENTIRAS



Querido esposo:

Te escribo esta carta para decirte que he decidido dejarte, por el bien de los dos.

He sido una buena mujer para ti estos siete años, y sin embargo no puedo decir nada bueno que me haya tocado a mi.

Estas dos últimas semanas han sido un infierno: hoy, tu jefe me llamó para decirme que habías renunciado al trabajo y eso fue lo último que pude soportar.

La semana pasada, viniste a casa y no mencionaste nada acerca de mi corte de pelo, ni del arreglo de mis uñas; cociné tu comida favorita y hasta estrené un nuevo camisón, pero tu, llegaste a casa, comiste en dos minutos y te fuiste directo a la cama después de ver el partido de fútbol.

Ya nunca me dices que me amas y ni tan siquiera me acaricias.

O me estás engañando con otra o ya no me quieres.

De cualquier manera, me quiero ir y te abandono.


P.D. No trates de buscarme. Tu hermano y yo nos mudamos a Paris juntos.

Que te vaya bien

Tu Ex-esposa.




Querida Ex-esposa:

No sabes que alegría me ha causado recibir tu carta.

Es verdad que tú y yo hemos estado casados 7 años, aunque eso no significa que hayas sido una buena mujer. Todo lo contrario.

Verás... Yo veo tantos partidos de fútbol para tratar de ahogar el aburrimiento que me causan tus constantes quejas y malas actitudes. Que pena que no funcionó nuestro matrimonio, porque yo te amaba.

Claro que noté que te habías cortado el pelo y la primera cosa que me vino a la cabeza fue:'¡¡¡Joder, si parece un hombre!!!'...pero mi madre me enseñó que si no puedo decir algo bueno de alguien, es mejor no decir nada.

Cuando cocinaste mi plato favorito, debes haberme confundido con mi hermano, porque yo dejé de comer cerdo hace casi 7 años.

Me fui a dormir cuando te pusiste ese camisón, porque la etiqueta con el precio todavía estaba pegada a la prenda y recé pidiendo que fuera coincidencia que mi hermano me pidiese prestados 50 euros esa misma mañana cuando la etiqueta marcaba 49,99€.

No obstante y como todavía te amaba, pensé que todavía podíamos resolver lo nuestro así, que cuando descubrí que había sido el único acertante de la primitiva con un bote de diez millones, renuncié a mi trabajo para tener todo el tiempo para ti y, además compré dos boletos para Jamaica. Pero cuando llegué a casa, tú ya te habías marchado.

Todo ocurre por una buena razón, eso creo.

Espero que tengas la vida que siempre deseaste.

Mi abogado dice que gracias a la carta que me dejaste, no recibirás ni un céntimo, así que cuídate mucho.

P.D . Ah, no se si alguna vez te comenté esto antes, pero mi hermano Carlos, cuando nació, se llamaba Carla.

Confío en que esto no te será un problema.

Firmado:

Rico y Libre!!!


jueves, 23 de septiembre de 2010

"Este jueves un relato". Convocatoria literaria

"¿En qué trabajas...o te gustaría trabajar?"












Mi trabajo es único y especial, tiene muchísimas ventajas, me puedo dedicar a él cuando mejor me convenga, sin horarios ni imposiciones, me permite vestirme de lo que me apetezca en cada momento, puedo en un instante mostrarme salvaje como un león en la selva rugiendo amenazante y en otro sutil y delicada como una mariposa recién salida de la crisálida.

Sólo tengo que abrir la caja de Pandora y encontrar una sonrisa, un susurro, una melodía o un libro y dejarme caer en sus brazos, que se adueñan de mi y me acompañan en el laberinto de la vida, llevándome a viajar por rincones insospechados, incluso algunos tan lejanos y misteriosos que me atrapan hasta que el cansancio me toca.

Puedo entusiasmar a los que me rodean con nuevos proyectos, ilusionar a mis
allegados con nuevas ideas, alentar a mis amigos con un mundo lleno de colores brillantes e imaginar un mundo nuevo cada día.

Por ello siempre me he considerado una persona afortunada, porque trabajo en una fáfrica de sueños y soy una perfecta soñadora.




Muchas más profesiones en el blog de Gustavo: http://callejamoran.blogspot.com/

martes, 21 de septiembre de 2010


Deja que la lluvia arrastre tu tristeza

y riegue de nuevo tus sueños

jueves, 16 de septiembre de 2010

"Este jueves un relato" Convocatoria literária

¡ HAZME REIR !








Aquel año pasábamos las vacaciones en la Galicia rural, en los montes del interior plagados de pequeñas aldeas en las que la vida todavía era tan distinta a la de la ciudad donde vivimos.

Encantados con la idea de que mi hija, a punto de cumplir los tres añitos, viese los animales en su habitat natural, formando parte del día a día de las personas, y desechase de su pequeña cabecita la idea de que vivían unicamente en zoologicos o lugares lejanos, pasábamos los días rodeados de ellos. Estaba realmente encantada intentando ordeñar una vaca, dando de comer a las gallinas y corriendo detrás de ellas, montando en caballo, aprendiendo a hacer queso, etc...

Aquel día decidimos visitar un pueblo vecino y al llegar nos encontramos con una gran cantidad de gente en la plaza, alguien nos contó que eran las fiestas patronales y en ese momento se disponían a soltar un pequeño jabato y quién fuese capaz de cogerlo podía quedárselo.
Esa promesa de diversión llamó nuestra atención inmediatamente por lo que aupamos a mi niña a hombros mientras le explicaba lo que iba a pasar con un lenguaje sencillo y claro que yo creía perfecto para su edad.

-Mamá, ¿que es un jabato?

-Un jabato es el hijo del jabalí, de la misma forma que a los hijos de los perritos se les llama cachorros a los hijos del jabalí se les llama jabatos.

-Mamá, ¿Y qué es un jabali?

-Un jabalí es un animal salvaje, su aspecto es como el de un cerdo pero con pelo.

La niña se quedó con un aire pensativo, que tomé como que lo había entendido perfectamente (gracias a mis sabias explicaciones) y estaba deseando verlo salir, cuando me llama contentísima y me dice a voz en grito:

-¡ah!, ¡ya se!, ¡será una cabra!

Mas risas en el blog de Gustavo: http://callejamoran.blogspot.com/

jueves, 9 de septiembre de 2010

"Este jueves un relato" Convocatoria literária

"Jueves de música..."

Incluso en estos tiempos llego a la plaza que tantas veces recorrimos juntos, miro la gran puerta de madera que te escondía en su interior y te siento junto a mi.

Tus ojos oscuros me abrazan en la distancia alegres, con ese brillo inigualable que los caracteriza y se acomodan en mi corazón mientras tus labios me susurran palabras apenas audibles que me hablan de la larga espera y me sugieren otras que quedan ocultas .

Por enésima vez me abres la puerta del mismo café y nos unimos al grupo que nos espera. Como siempre elijo una silla frente a ti y te observo sin descanso intentando retener cada uno de tus rasgos en lo más profundo de mi mente.

Tus manos gesticulan incesantes, incapaces de permanecer quietas e intentando evitar el leve roce entre nuestros dedos, que parecen adquirir vida propia cuando estamos juntos, coges un lápiz y garabateas una servilleta de papel. Yo quisiera explicarte cómo es de cálido el invierno a tu lado, cómo es de dulce la espera cuando escucho tu firme caminar, que eres tú mi cómplice en la alegría de cada día, quisiera decirte qué es esto que siento, y no puedo, el miedo me detiene, me calla y me aleja de ti.

Cuando nadie nos mira, en un suspiro, leo en tus labios que me dices «guapa», me echo a temblar, te sonrío, y susurro tu nombre suavemente y en mayúsculas para que suene a un «te quiero». Porque nadie podría entender este mundo nuestro hecho de sonrisas que quieren ser abrazos y miradas temblorosas que se enredan en palabras impronunciables.

El reloj avanza incesante anunciando que nuestro tiempo acabó.

Me pones mi abrigo y tus manos sujetan mis hombros durante un segundo eterno, tus ojos se vuelven tan oscuros como la noche, mientras tus labios balbucean lentamente una despedida sin adiós.

Abres la puerta y me cedes el paso mientras tu mano acaricia levemente mi espalda, mi corazón galopa salvajemente y busco tus ojos por última vez. Pero ya no estás. Tu presencia se ha desvanecido una vez más pero tu recuerdo seguirá viviendo en mi, porque incluso en estos tiempos, en los que soy feliz de otra manera, todos los días tienen un minuto en el que cierro los ojos y disfruto echándote de menos



Incluso en estos tiempos / Joaquín Sabina






Mas música en el blog de Gustavo: http://callejamoran.blogspot.com/

lunes, 6 de septiembre de 2010

SIGO MEDIO SESTEANDO...




Mi mente sigue de vacaciones,

todavía no se ha enterado de que es hora de volver a la rutina diaria






la busco entre el sonido de las olas y allí la encuentro,

en blanco,


dejándose arrastrar por el suave mecer de las aguas,


perdida en el murmullo del mar


escondiéndose en su inmensidad,


intentando no ser encontrada.


¿Quién sabe en que habrá ido a posarse


en este tiempo de verano?.


De momento la recojo


la poso en nuevos paisajes


le muestro nuevos sonidos


y pacientemente,


espero...



sábado, 14 de agosto de 2010

"JUNTALETRAS"




En mi vuelta a la normalidad, a la rutina diaria después de las vacaciones, los dias grises, lluviosos y fresquitos, no dejan mucho margen para actividades veraniegas.

Algunas veces da la impresión de que ya se ha instalado junto a nosotros un lluvioso otoño pero justo en ese momento recibes una llamada telefónica recordándote que están a punto de comenzar las fiestas patronales y que durante los próximos días los planes son infinitos.

Mientras esperamos que el tiempo mejore nos contentamos con alguna excursión esporádica, ir al cine a los últimos estrenos o simplemente leer un libro mientras de fondo suenan en la tele los repetidos cotilleos diarios, y a eso iba.

En los últimos días mi cabeza se levantaba como un resorte cuando el colaborador de turno mencionaba la palabra "juntaletras", la usaba en término despectivo para desprestigiar a algún periodista, imagino que no le gustará su forma de escribir o de informar, eso es lo de menos. El caso es que esa palabra no deja de repetirse en mi mente desde que la oí por primera vez, me gusta como suena, así que me puse a mirar por internet y por lo que he visto he llegado a la conclusión de que muchos la usan para designar a alguien que comienza a escribir y no sabe muy bien como hacerlo, que después de ella usan la de escribidor para dar a entender que ya llevan tiempo haciéndolo y tienen cierta soltura y después se convieten en escritores.

A mi esa palabra me encanta, pensar en que tan sólo con 27 letras y que únicamente dependiendo de su posición entre ellas pueden tener un sentido tan diferente unas palabras de otras me parece fascinante; que cualquier libro que me hace soñar, reir, llorar, pensar, aprender o simplemente me entretenga una tarde lluviosa se haya formado uniendo las mismas letras me hace pensar que "juntaletras" es en realidad un halago.


Y vosotros, ¿como lo veis?

viernes, 16 de julio de 2010

ESTOY DE VACACIONES















No os había dicho nada pero

llevo días disfrutando de la fuerza del Atlántico,

de su preciosa costa,

de la gastronomía del lugar,

poniéndome morada de pimientos de Padrón,

aunque de vez en cuando me pelée con alguno,

bañándome en las preciosas playas,

visitando pueblos costeros,

empapándome de otra cultura,

y la verdad es que lo estoy disfrutando a tope,

(debe ser que la parte de sangre gallega tira)

Feliz verano a todos desde las Rias Baixas.


miércoles, 23 de junio de 2010

"Este jueves un relato", convocatoria literária

Este jueves dos relatos




Me acuerdo de ti cuando veo...


Extiendo tu vieja y descolorida toalla en la arena y me tumbo en ella boca abajo.

Cierro mis ojos y entonces te siento a mi lado, noto el calor de tu cuerpo junto al mío, tu mirada cálida y dulce, tus suaves palabras hablándome del mar, de ese mar que tanto amabas y que tantos secretos nuestros guarda.

Tu mano me roza en un descuido y mi vello se dispara electrizado al sentir tus finos dedos. Mi piel se eriza suspirando por tan leve contacto, hambrienta de tu piel, del suave roce de tus manos recorriendo mi espalda lentamente.

Suspiro y mis ojos se enteabren lentamente. Observo las olas romper en la orilla, su debil e incesante murmullo me llama insistente pidiéndome que me acerque hasta tí, que demos otro paseo juntos por la orila, que me introduzca en el mar para volver a fundirme junto a ti en un inmenso abrazo sin fin.

Porque allí puedo llorar sin miedo, sabiendo que únicamente tú sentirás mis lágrimas de amor infinito, puedo bailar una danza sin fin mientras me meces en tus brazos convertidos en suaves olas, puedo soplar pompas de jabón repletas de sueños e ilusiones nuestras que quedaron inconclusas.

Porque no existirá jamás nada que pueda separarnos, tan sólo un espacio infinito en el que un día volveremos a encontrarnos.






RECUERDOS



Entre mis más antiguos recuerdos está instalada la atracción hacia ese oscuro y pequeño lugar.

Recuerdo a mi abuela con su enjuto cuerpo siempre vestido de negro, su inseparable pañuelo que ocultaba su cabello nevado por tantos duros inviernos, sus pies cubiertos por zuecos de madera que la aislaban de la fría y húmeda tierra y un cubo de metal en la mano subir cada tarde los grandes escalones de piedra con una pesada llave en su arrugada pero suave mano que abría la puerta de madera quejosa por los años.

Cada tarde yo la esperaba unos pasos más atrás negándome a acompañarla dentro, sin quitar la mirada de esa puerta por la que ella había desaparecido y de la que desde la distancia unicamente se sentía oscuridad, para ayudarla a llevar a casa el pesado cubo lleno de patatas con el que prepararíamos la cena, ese lugar me atraía y aterraba en la misma medida sin saber por qué.

Cada año, cuando volvíamos en vacaciones, mi abuela insistía en que la acompañara y cada año mi negativa era la misma, seguía tan reacia a acercarme a aquel lugar como a probar los pequeños pimientos de padrón que la ayudaba a recoger de las matas tan cercanas al lugar que me atormentaba sin motivo.

Una fría y húmeda noche de invierno, casi al término de mi adolescencia, recibimos la noticia de la muerte de mi abuela, mientras mi madre lloraba su orfandad, mis pensamientos volvieron hacia ese lugar y de repente supe que podía entrar, que nada debía temer porque ella siempre estaría allí, en su querido horreo, para velar por todos los que tanto la queríamos.

Fue triste volver y comprobar que se había convertido en un espacio vacío, sin uso, relegado al olvido, sin embargo cuanto más me acercaba mejor me sentía, notaba como ella estaba junto a mí en ese lugar.

Ahora después de tantos años, al reencontrarme con esta vieja foto, he visto de nuevo a mi abuela y nos hemos sonreido felices.







Mas recuerdos en: http://callejamoran.blogspot.com/

miércoles, 16 de junio de 2010

"Este jueves un relato" Convocatoria literária







BICHOS...


...o de como nos acostamos dos y nos levantamos tres




Dieciocho años y la ilusión de las primeras vacaciones sin mi familia.

El hecho de que fueran en el pueblo de mi amiga, con su madre, hermana y abuelos apenas importaba y desde luego no restaba un ápice la sensación de libertad sentida, ni la angustia que a veces me asaltaba, en el largo viaje de ocho horas en el autobús, de llegar a un lugar desconocido y que mi amiga no estuviera esperándome.

En Benavente era día de mercado, mi amiga impaciente me esperaba en la terminal de autobuses mientras su madre hacía las compras semanales, unas gafas de sol y unos mocasines blancos con flecos en la lengüeta me llamaban desde diversos puestos esperando pasar a engrosar mi maleta.

Cogimos el autobús que nos llevaría a nuestro destino, Micereces de Tera, donde disfrutamos de las fiestas del pueblo con bastante más libertad de la que teníamos en nuestro lugar habitual de residencia, y tras una de aquellas noches de baile y risas hasta altas horas de la madrugada llegamos agotadas a casa, deseosas de descansar en la cama que compartíamos.

A la mañana siguiente mi amiga me despertó malhumorada porque según ella le hacía cosquillas en los pies, ante mi reiterada negativa y todavía medio dormidas nos levantamos dispuestas a descubrir el misterio del cosquilleo, quitamos las mantas y las sábanas y descubrimos a los pies de la cama la araña más grande que jamás habíamos visto.
Los gritos se oyeron por todo el pueblo e hicieron que su madre que estaba en el corral, acudiera presurosa en nuestro auxilio imaginando la mayor de las trajedias, dado los alaridos que emitíamos abrazadas y acurrucadas contra la pared más alejada de la cama.
Un contundente zapatillazo acabó con nuestro inesperado inquilino, pero a partir de entonces cada noche al acostarnos deshacíamos la cama para asegurarnos de que únicamente estábamos en ella nosotras dos, y me consta que esa costumbre siguió por parte de mi amiga después de mi regreso.




Mas historias de bichos en http://callejamoran.blogspot.com/

APRENDIENDO ALGO DE POLÍTICA



- Papá, tengo que hacer un trabajo para la escuela. Te puedo hacer una pregunta?

- Claro, hijo. ¿Qué quieres saber?

- ¿Qué es la polí­tica?

- Bueno, tomemos nuestra casa como ejemplo. Yo soy el que traigo el dinero a casa, así que se me puede llamar “el capitalismo”. Tu madre es la que administra ese dinero, por lo que la podemos llamar “el gobierno”. Entre los dos cuidamos de ti y de tus necesidades, entonces tú serí­as “el pueblo”. A la sirvienta la podemos llamar “la clase trabajadora” y tu hermana pequeña sería “el futuro”. ¿Entiendes hijo?

- No estoy seguro. Tengo que pensarlo.

Esa noche, cuando el llanto de su hermanita lo despierta, el chico va a ver qué pasa.

Al ver que la niña ha ensuciado el pañal, va a la habitación de sus padres pero se encuentra a su madre durmiendo profundamente.

Va entonces a la habitación de la sirvienta, para descubrir a su padre en la cama con ella.

El chico golpea la puerta, pero nadie lo escucha, por lo que vuelve a dormir a su habitación.

A la mañana siguiente el niño le comenta a su padre:

- Papá, creo que ahora entiendo lo que es la política.

- Muy bien. ¿Me lo puedes explicar con tus palabras?

- Bueno, mientras el capitalismo se folla a la clase obrera y el gobierno no le hace caso a nada, el pueblo es ignorado completamente y el futuro está lleno de mierda!

lunes, 7 de junio de 2010

TEST DE INTELIGENCIA




La profesora interviene en una discusión entre dos alumnos:
- Pepito, ¿cual es el problema?

- Es que soy demasiado inteligente para estar en primer grado, mi hermana esta en tercero y yo soy mas inteligente que ella. ¡Yo quiero ir a tercero también!

La profesora ve que no puede resolver el problema y lo manda a dirección, mientras Pepito esperaba en antesala, la profesora le explica la situación al director. Este promete hacerle un test al muchacho, seguro de que no conseguirá responder a todas las preguntas, así accederá a continuar en primero.

Ya de acuerdo ambos, hacen pasar al alumno y le hacen la propuesta del test, que el acepta. Inicia entonces las preguntas el Director:

- A ver Pepito, ¿cuanto es 3 por 3?

- 9

- ¿y cuanto es 6 veces 6?

- 36

El director continua, casi una hora, con la batería de preguntas que sólo un excelente alumno de tercero debe conocer y Pepito no comete ningún error, ante la evidente inteligencia del menor, el Director dice a la profesora:

- creo que tendremos que pasarlo a tercero.

La profesora no muy segura pregunta:

- ¿puedo hacerle yo unas preguntas también?

El director y Pepito se sientan. Comienza entonces la profesora:

- ¿que tiene la vaca 4 y yo solo dos?

- las piernas, responde Pepito sin dudar…

- ¿que tienes en tus pantalones, que no hay en los mi­os?

(El director se ajusta los lentes, y se prepara para interrumpir. ..)
- los bolsillos, responde el niño.

- ¿que entra al centro de las mujeres y solo detrás del hombre?

(Estupefacto, el director contiene la espiración. ..)

- la letra “E”, responde el alumno.

- ¿y donde las mujeres tienen el pelo mas encaracolado?

(El director hace una muesca de asombro.)

- en África, responde Pepito sin dudar

- Que es blando, y en las manos de las mujeres se torna duro?

(Al director se le cruzan los ojos.)

- el esmalte de uñas, contesta Pepito.

- Que tienen las mujeres en medio de las piernas?

(El director no lo puede creer…)

- las rodillas, responde Pepito al instante.

- ¿y que tienen las mujeres casadas mas ancha que una soltera?
- la cama

- ¿que palabra comienza con la letra C, termina con la letra O, es arrugado y todos los tenemos atrás?

(El director empieza a sudar frío…)

- el codo, profesora.

- ¿que empieza con C tiene un hueco y yo se lo di a varias personas para que lo disfrutaran?

(El director se tapa la cara)

- un CD

El director, ya mareado de la presión interrumpe y le dice a la profesora:


-mire, pongamos al hijo de P este en sexto… y yo me voy a primero,que acabo de fallar todas las respuestas.














jueves, 11 de marzo de 2010

"Este jueves un relato" Convocatoria literária




EL TESTIGO



Pronto terminaría el juicio en el que estaba trabajando.

Martín lo estaba deseando desde el mismo momento en que le avisaron para que se hiciese cargo de la defensa de oficio de aquel grupo de chicos acusado de matar de una paliza a un joven en una calurosa noche de verano. Al anterior letrado le había venido grande el caso, se había puesto oportunamente enfermo poco antes de la fecha fijada para la vista, y a él no le había quedado más remedio que ponerse al día con los hechos en un tiempo record.

Mientras estaba de pie esperando a que el juez hiciese su entrada en la sala del juzgado, pensaba en que era más que factible que consiguiese para ellos la absolución por falta de pruebas concluyentes, tan solo quedaba un testigo por parte de la acusación por subir al estrado, lo habían dejado para última hora porque se había trasladado a vivir a otra ciudad, pero estaba convencido de que su testimonio no iba a alterar para nada el resultado favorable que hasta ahora había conseguido, es más, estaba seguro de que al final le sería benificioso para demostrar tajantemente que sus defendidos eran en realidad víctimas de un terrible complot para hacerles cargar con un crimen que no habían cometido.

Sabía perfectamente que argumentos debía utilizar para tenerlo todo a su favor, les había dado instrucciones precisas a los acusados en cuanto a su forma de vestir, pantalones vaqueros, camisas y zapatos o deportivos, nada de botas, les había dicho. Con el afeitado de sus cabezas no podía hacer nada, pero tampoco le preocupaba mucho, él también la llevaba rapada para disimular su incipiente calvicie, podría tirar por ahí en el caso de que surgiesen dudas.

Observó la cara del abogado de la acusación cuando vió entrar en la sala a su último testigo, sonrió viendo como poco a poco se iba quedando pálido y como su cuerpo se desinflaba de repente. Tal y como Martín había supuesto la acusación unicamente había hablado con el testigo por teléfono y no se había entrevistado cara a cara con él antes del juicio, por tanto no se había dado cuenta de que el testigo al igual que el joven asesinado ....


......era negro




Más relatos en el blog de Gustavo http://callejamoran.blogspot.com/

viernes, 5 de marzo de 2010

Perdida en la ciudad, Sábados literarios de Mercedes




Regina bajó del autobús y cogió su pequeña maleta gris que contrastaba con el día soleado y caluroso que la había recibido, miró a su alrededor intentando recordar las calles de la ciudad por las que transitó durante su niñez y su juventud y que tanto tiempo antes había dejado atrás sin sentir ningún tipo de añoranza.

Regina se había trasladado en su recién estrenada juventud a una pequeño pueblo en el que había formado su vida los últimos treinta años, en el se había casado, habían nacido y crecido sus hijos hasta que cada uno tomó su propio rumbo y allí se trasladó a vivir su madre cuando las dos se quedaron viudas casi al mismo tiempo.

Comenzó a andar por la ciudad sintiéndose perdida, apenas reconociendo el camino que la llevaría a la antigua casa en la que creció y que su madre por motivos nunca revelados se había negado a vender cuando se trasladó a vivir con ella. Por eso había tenido que volver, su madre había fallecido meses antes y no podía retrasar por más tiempo este viaje a su pasado.

Recorrió las calles de la ciudad tan cambiada en esos años, se sentía una extraña mirando lugares apenas reconocidos y caminando por calles mil veces recorridas buscando huellas de su paso por ese lugar. Pensó en lo lento que se le iba a pasar el tiempo que necesitaba para arreglar los asuntos pendientes, estaba perdida en esa ciudad, apenas le era familiar y no tenía amigos en ella que la pudieran ayudar.

Nada más traspasar el umbral de la puerta de su antigua casa sintió que una oleada de calor la recibía dandole la bienvenida. Recorrió despacio cada habitación recordando detalles de su vida ya olvidados, mirando retazos del pasado retenidos en instantes fotográficos que la trasportaron a un mundo lleno de felicidad. Entonces se dió cuenta de porqué su madre se negó siempre a vender ese piso.
No estaba perdida en la ciudad...




Estaba en su hogar.







Esta semana conducen el bus Alfredo y Cas desde el blog:






jueves, 25 de febrero de 2010

YA NO ME PUEDO AGACHAR



Una mañana, un tipo, apreciaba su hermoso cuerpo escultural y al estar admirando su cuerpo frente al espejo, notó que había cogido un bonito bronceado por todo su cuerpo, menos en el pene y decidió hacer algo para remediarlo.

Fue a la playa, se desnudó, se enterró completamente en la arena, exceptuando el pene, para que se le pudiera broncear con el sol. Un rato más tarde, pasan dos señoras ya mayores, una de ellas se apoyaba en un bastón para caminar mejor. De pronto, una ve 'el pene' emergiendo de la arena y empieza a tocarlo con el bastón...

Después le dice a su amiga:

¡Realmente el mundo no es justo Juanita!'

¿Que quieres decir?', pregunta la amiga....

Cuando tenía 20 años, estaba curiosa por verlo;

Cuando tenía 30 años,lo disfrute;

Cuando tenía 40, lo pedía a gritos;

Cuando tenía 50,pague por él;

Cuando tenía 60, rogué por él;

Cuando tuve 70, se me olvido que existía;

y, ahora que tengo 80, esas 'cosas' crecen silvestres y yo......


Ya no me puedo agachar

miércoles, 17 de febrero de 2010

NOTA DE UN HIJO A SU PADRE


EL padre entra al cuarto del hijo y ve una nota encima de la cama.
Temiendo lo peor comienza a leer:

"Querido papá:
con mucho pesar te informo que me estoy fugando con mi nuevo amor: Gerardo, un moreno muy guapo que conocí.
Estoy apasionadamente enamorado.
Es muy apuesto con todos esos "piercings" y tatuajes, y tiene una super moto BMW.
Pero no es solo por eso... es que descubrí que no me gustan las mujeres y como sé que no vas a consentirlo decidimos huir y ser muy felices en su caravana.
Él ya me dijo que quiere adoptar 1 o 2 hijos conmigo, y eso es algo que siempre quise para mí.
Además aprendí con él que fumarme un porrito de vez en cuando es una cosa natural y nos hace mucho bien; me prometió que jamás en nuestro hogar nos va a faltar marihuana para fumar.
Gerardo cree que yo, nuestros hijos adoptivos y todos sus amigos "gay" viviremos en perfecta armonía.
No te preocupes papá, yo me sé cuidar, y a pesar de mis 15 años ya tuve antes varias experiencias con otros chicos y tengo certeza que Gerardo es el hombre de mi vida.
Un día vuelvo, para que mamá y tú conozcais a nuestros hijos.
Un gran abrazo y hasta algún día.
De tu hijo, con amor."

El padre casi desmayándose continua leyendo:

"PD: Papá, no te asustes. Es todo mentira.
Estoy en la casa de Mariana una churri del cole que está buenisima.
Solo quería hacerte ver que existen cosas mucho peores que las notas de mi boletín que está en el primer cajón, y que tienes que firmarme.
Un fuerte abrazo de tu hijo...
burro...
pero macho !

jueves, 11 de febrero de 2010

"Este jueves, un relato" Convocatoria literaria



CRISIS



¡Crisis!, ¡crisis!, ¡crisis!.

Estoy harto de oíros hablar de crisis, habéis vivido siempre en palmitas, todo os lo han dado hecho, la tele os decía que con dos “petisuises” os haríais más altos y mas fuertes y os creísteis de verdad que llegaríais a ser Superman.
Nunca os faltó comida, ni ropa, ni regalos cada dos por tres, tuvisteis los mejores colegios que apenas aprovechasteis, sólo pensabais en juegos y vacaciones pagadas por papá y mamá mientras nosotros nos rompíamos el lomo trabajando de sol a sol para que no os faltara de nada.

¡Crisis!, ¡crisis!, ¡crisis!.

¿Sabéis lo que es de verdad una crisis?. Una crisis es nacer en la posguerra sin que tus padres tengan nada que ofrecerte, andar con los pies mojados en los días de lluvia porque tus zapatos heredados están llenos de agujeros, es pasar el invierno sin más abrigo que un viejo jersey de lana remendado, es tener que ponerte a trabajar en un horno a los seis años desde las dos de la mañana hasta las tres de la tarde a cambio de una barra de pan.

¡Crisis!, ¡crisis!, ¡crisis!.

Ya me he cansado de oír la palabra crisis, realmente creo que son excusas que buscáis para seguir viviendo a costa de papá y mamá, desde ahora os digo que damos por concluida nuestra misión como padres, ahora que hemos llegado a la jubilación no pensamos poner más dinero en vuestras extendidas manos para la paga semanal, pensamos irnos a bailar los pajaritos a Benidorm y vosotros a vuestros cuarenta y tantos años ya tenéis edad de dejar de jugar y poneros a trabajar.





Más relatos en el blog de Tésalo: http://odisea27.blogspot.com/.

martes, 9 de febrero de 2010

MIENTRAS...


Pablo estaba sentado en el alfeizar de la ventana de su ático, se encontraba hundido y destrozado, sobre todo se sentía solo, el piso compartido durante tantos años con su mujer y su hijo se le hacía lúgubre y oscuro cuando unos días antes su hogar se le antojaba claro y luminoso, el lugar de refugio y recogimiento al que siempre estaba deseando volver.

Cuando esa mañana se levantó y se fué a trabajar como cada día, la conversación mantenida con Alba la noche anterior no le parecía más que un sueño y la parte en la que le comunicó que había dejado de quererle y que se marchaba para siempre de su lado una pesadilla.

Cuando esa tarde llegó a su casa y se encontró con que su mujer y su hijo no estaban el mundo se le vino encima, cada frase guardada en lo más profundo de su subconsciente comenzó a resonar en su cabeza martilleándola con cada palabra que surgía en su memoria.

Sabía que no sería capaz de superar nunca la pérdida de su familia, su sufrimiento era tan intenso que no sabía como hacerle frente, ni como hacer frente a las habladurías que se desencadenarían por donde quiera que fuese a partir de entonces.

Miró hacia abajo, el lejano suelo le atraía enormemente gritándole que él podría ser la solución a todos sus males, Pablo se inclinó un poco más...

............................


Alba caminaba rápidamete, se le había hecho tarde.

Le gustaba estar en casa cuando su marido volvia del trabajo, pero hoy había llevado a su hijo a jugar casa de un amigo y se había entretenido hablando con la otra madre sin darse cuenta de la hora que era, le había dejado una nota a Pablo encima de la mesa, pero aún así se sentía inquieta.

Ultimamente Pablo se encontraba muy estresado y las pastillas que le había dado el médico para dormir no le ayudaban, mas bien le tenían sumido en un mundo de confusión hasta tal punto que algunas veces llegaba a confundir la fantasía con la realidad, sin falta mañana acudirían de nuevo a consulta para que se las cambiaran.

Policia y bomberos pasaron junto a ella con urgencia, el sonido de las sirenas hizo que Alba inconscientemente acelerase su paso hasta convertirse en una carrera ligera, sentía un mal presagio.

Giró la última esquina que la acercaba a su casa cuando vió un gran número de personas agrupadas junto a su portal, las luces de los coches oficiales giraban silenciosas, su corazón se desbocó e inició una carrera hacia la muchedumbre que se arremolinaba en silencio...


.............................................


Ninguno de los presentes era capaz de explicarse como podía haber sucedido aquello, lo comentaban unos con otros mientras se alejaban del lugar sin reparar en la mujer que quedaba allí sin apenas respiración y con las lágrimas cayéndole por su cara sin que sus ojos fueran capaces de retenerlas.
Ese piso llevaba años cerrado, a pesar de ser un segundo la altura era considerable por los altos soportales que tenía debajo, no podían explicarse como había llegado hasta allí, por suerte los bomberos pudieron cogerlo y ponerlo a salvo en manos de la policía, ellos se ocuparían de llevarlo a un lugar seguro donde se encontrara a salvo...